×

Cambiar al rojo

Es el color más poderoso. Llevarlo es invocar a la pureza, al gozo, y a la celebración. A la alegría. Pero también es el color de la consciencia. De la mujer que sabe imponer su presencia.